Utilizar el sujetador adecuado ayuda a que la mamá dé el pecho al bebé de forma más cómoda. Descubre nuestras recomendaciones de sujetadores para la lactancia materna.

sujeadores-lactanciaSon muchos los complementos necesarios a tener en cuenta para el momento de la lactancia, pues requiere que tengas a manos los objetos imprescindibles tanto para ti como para el bebé.

No solo la llegada del bebé requiere comprar pañales, biberones, mantas, ropa y un sin fin de cosas pues también la lactancia es otro de los momentos en los que la futura mamá tendrá que necesitar cosas para su higiene y su comodidad a la hora de dar el pecho.

Uno de los objetos que debes tener para el momento de la lactancia son los sujetadores, aunque supongo que ya oirás hablar de ellos incluso mucho antes, pues la matrona durante las revisiones y los comercios encargados en venderlos te proporcionarán la información necesaria.

Los sujetadores utilizados por las mujeres durante la lactancia tienen que ser específicos para cada mujer, pues tienen que proporcionar comodidad, manejabilidad y firmeza a la hora de sujetar los pechos.

Consejos para elegir un buen sujetador

A continuación mencionaremos algunas objeciones a tener en cuenta para  comprar un sujetador que se adapte a las condiciones de la madre durante el momento de lactancia.

  • Para empezar es conveniente que el sujetador que elijas se abra sin problemas por la parte de delante para que puedas abrocharlo y desabrocharlo sin ninguna dificultad. Debe ser ajustable y fácil para acceder a los pechos a la hora de dar de mamar.
  • Debes saber que el pecho aumenta una talla más después del parto por lo que tendrías que comprar sujetadores adaptados que cubran el contorno de pecho.
  • Los sujetadores no solo sirven para recoger el pecho, también deben recoger el contorno que se encuentra debajo del brazo, ya que el pecho ha crecido alguna talla se extiende más de lo habitual.
  • Hay que tener cuidado con los sujetadores ceñidos o de deporte que recogen y oprimen el pecho lo que puede provocar una reducción en la producción de la leche.
  • Evita sujetadores que tengan aro en la parte inferior, a no ser que tengas el pecho muy grande procura comprar uno que se adapte fácilmente y no te oprima.
  • Los sujetadores más adecuados son lo de algodón y sin relleno, así podrán transpirar tus pechos correctamente ya que la pérdida de leche en algún momento evitará que el sujetador humedezca.
  • Utiliza dentro del sujetador discos absorbentes las pérdidas ocasionales de leche.
  • Durante las primeras semanas después del parto como bien hemos mencionado el tamaño del pecho aumenta una o dos tallas por lo que es recomendable un sujetador que tenga varias tiras de broche para adaptarlas en cualquier momento tanto para aumentar el contorno como disminuirlo.
  • Lo aconsejable es comprar dos o tres ya que tendrás que lavarlos con frecuencia así siempre tendrás uno listo para ponértelo.
Share on FacebookTweet about this on TwitterShare on Google+Share on Reddit

Hacer un comentario