Luego de responder a la duda ¿Cómo poner el bebé al pecho?, es interesantísimo conocer cuáles son las mejores posturas para dar el pecho. Y es que en la lactancia materna debemos tener siempre presente que la comodidad del bebé al amamantar es fundamental, ya que esto ayuda a que el bebé tome el pezón con mayor facilidad, y a su vez es posible que la mamá disfrute de cada toma sin molestias ni dolores.

A diferencia de lo que puedas creer en un primer momento, aunque existen posturas recomendadas para dar el pecho (como veremos a continuación), muchos pediatras coinciden en señalar que cualquier postura es válida siempre y cuando tanto la mamá como el bebé estén cómodos, y al niño/a le sea posible cogerse bien.

Las mejores posturas para dar el pecho al bebé

Postura acostada

Es una de las más utilizadas por muchas mamás, sobretodo después del parto y para tomas nocturnas.

postura acostada lactancia

Es muy sencilla: la mamá debe acostarse de lado, apoyando la cabeza y la espalda en almohadas, y colocar el bebé frente a ella, también de lado, de forma que haya contacto visual entre ambos.

Postura sentada

A diferencia de la postura acostada (que se utiliza en tomas nocturnas, o después del parto cuando la mamá se siente dolorida), la postura sentada es la más habitual, gracias a su comodidad.

postura sentada lactancia

Para ello, es útil sentarse en una silla o sillón no excesivamente muliido, colocando bien la espalda en un respaldo recto. La mamá debe coger al bebé sujetándole las nalgas con la mano y con la cabeza a la altura del codo mientras la espalda se apoya en el antebrado, de forma que el cuerpo del bebé se sitúe vuelto hacia ella.

Imágenes | Mothering Touch

Share on FacebookTweet about this on TwitterShare on Google+Share on Reddit

Hacer un comentario