¿Puedo dar el pecho a mi bebé?

¿Los pezones invertidos pueden afectar a la lactancia materna entre la mamá y el bebé? Resuelve esta duda y descubre consejos útiles para ayudarte en la lactancia.

potectores-pezonLa lactancia es un tema que preocupa mucho a las madres y sobre todo con referencia al pecho que poseen ya que cada mujer es diferente tienen una constitución distinta y sus pechos también tendrás formas o tamaños diferentes.

Aún así, el tamaño o la forma de los pechos no debe ser un impedimento para amamantar a tu hijo ya que existen mil maneras de hacerlo sin necesidad de renunciar a tu pecho buscando siempre una solución ante cualquier problema.

Pezones invertidos. ¿Puedo dar el pecho a mi bebé?

No hay duda de que los pezones invertidos es una de las preocupaciones más graves por las que pasan las mamás que tienen éste tipo de pezones.

Tener unos pezones invertidos es muy poco común ya que se produce porque los ligamentos internos que están bajo la areola se contraen e invierten el pezón atrayéndolo hasta el interior.

Las mamás que tienen este tipo de pezón piensan que la lactancia no existe para ellas y su hijo pero sin embargo la lactancia natural está totalmente aceptada pero tendrán que hacer un esfuerzo extra para poder llevarla a cabo.

Puede que el tener este tipo de pezones dificulte un poco el agarre del niño y termine llorando por la impotencia que le produce pero sin embargo el ginecólogo te dará los mejores consejos para que saques tus pezones y puedas dar el pecho.

Protectores del pezón para los pezones invertidos

Como bien hemos explicado antes, para cualquier problema siempre existe una solución y por supuesto para los pezones invertidos también la hay.

Las madres que quieran dar el pecho a sus niños pero que padezcan de pezones invertidos podrán utilizar unos protectores que se adaptarán muy fácilmente al pezón presionándolo y empujándolo hacia fuera.

Éstos protectores de pezones tiene aspecto de copa con pequeños huecos por toda su base lo que provocará que se adapte rápidamente al pecho y provoque con el paso del tiempo que el pezón salga hacia fuera.

Es aconsejable utilizarlo durante el último trimestre del embarazo para así estar más preparada a la hora de empezar a amamantar a tu bebé.

Share on FacebookTweet about this on TwitterShare on Google+Share on Reddit

Hacer un comentario