Paladar hendido en bebés y niños

El paladar hendido o palatoquisis suele ocurrir durante el desarrollo de la gestación, apareciendo cuando el desarrollo del paladar se ha producido de manera incompleta.

paladar-hendidoA la hora de dar el pecho a tu bebé puedes que te hayas percatado de que su paladar es más profundo de lo normal, por lo que a la hora de alimentarlo puede ser una ventaja o en algunas ocasiones un inconveniente.

Un bebé con este tipo de paladar en ocasiones no tiene dificultad para coger el pecho de su madre, pero también existe la posibilidad que no puedan succionar correctamente y sea necesario echarles una mano.

El paladar hendido o palatoquisis suele ocurrir durante el desarrollo de la gestación en el que el desarrollo del paladar se ha producido de manera incompleta, éste tipo de problema suele ir acompañado en ocasiones con el labio leporino donde se produce una descompensación de los dos lados del labio.

Las malformaciones en la zona de la boca suele constituir el 15% de las malformaciones congénitas, pero en este caso tanto el paladar hendido como el labio leporino tienen soluciones bastante favorables.

Paladar hendido: soluciones

Nombraremos a continuación las soluciones más frecuentes para que puedas ayudar a tu hijo a mamar adecuadamente:

  • Tendrás que utilizar una mano para sostener la cabeza del bebé, así evitarás que su cabeza se tambalee y con la otra sujeta su pecho.
  • Intenta mantener la cabeza del bebé más alta que tu pecho así no dejarás que la leche llegue al paladar.
  • Puedes tapar el paladar del bebé con algún protector dental.
  • Mantén el pezón lejos de la abertura del paladar.
  • Puedes optar por recomendación del médico con utilizar una cuchara blanda que te ayudará a dar el pecho sin que la leche llegue al paladar.
Share on FacebookTweet about this on TwitterShare on Google+Share on Reddit

Hacer un comentario